25 de febrero de 2006

Mia, Manuel, Pablo y Marizza

Estoy preocupado. Resulta que Mia ha descubierto que Manuel le ha puesto los cuernos. Ella vivía en una burbuja idílica que de repente se ha roto.
Manuel ha venido con la historia de siempre: había bebido, perdió el control... y terminó en la cama de Sabrina. En los últimos capítulos, Mia prácticamente no ha dejado de llorar. Ha llegado a perdonar a Manuel, pero sabe que ya nada será igual. "Eras la persona en la que más confiaba y ahora ya no puedo confiar en ti", le ha dicho. Le perdona, pero no puede volver con él. Manuel tampoco ha dejado de llorar. Es consciente de su "cagada", ha pedido perdón hasta la saciedad y ha sentido dolor e impotencia en su alma porque no puede hacer nada para retener a su ser más querido. Los entiendo. A los dos. Y, mientras, los amigos de ambos, Marizza y Pablo, que no son capaces de reconciliarse, han hecho lo posible por que Mia no se enterase. Sabían que cometían un error, pero conocían también su fragilidad. ¿Que por qué veo Rebelde Way? Ni idea, ni puta idea.

3 comentarios:

  1. Ei, eu tamén estiven pegada á tele unha tarde con esa serie. Son superpijoargentinosquetecagas.

    ResponderEliminar
  2. Si, jejeje... a min faime gracia.

    ResponderEliminar

Compartir